QUIÉNES SOMOS

    Quiénes somos

    El Consejo Mundial del Agua es una plataforma internacional multi-actor, cuya misión es detonar la acción en temas críticos del agua a todos los niveles, incluyendo el más alto nivel de toma de decisiones, a través de la participación de la gente en el debate y desafiando el pensamiento convencional. El Consejo se centra en las dimensiones políticas de la seguridad, la adaptación y la sostenibilidad del agua.

    Qué hacemos

    DIRIGIR UNA HIDROPOLÍTICA ACTIVA

    El Consejo Mundial del Agua trabaja para aumentar la concientización de los tomadores de decisiones de alto nivel sobre las cuestiones relacionadas con el agua; realiza esfuerzos para posicionar el tema del agua en lo más alto de la agenda política mundial, así como en formular políticas a nivel mundial para ayudar a las autoridades a desarrollar y gestionar los recursos hídricos y alentar el uso eficiente del agua. El Consejo se esfuerza para establecer contactos con toda la esfera política: gobiernos nacionales, parlamentarios y autoridades locales, así como los organismos de las Naciones Unidas.

    CO-ORGANIZAR EL FORO MUNDIAL DEL AGUA

    El Consejo Mundial del Agua cataliza la acción colectiva durante y entre cada Foro Mundial del Agua – el evento global más importante en la esfera del agua. Organizado cada tres años con un país anfitrión, el Foro ofrece una plataforma única en la que la comunidad hídrica y los principales tomadores de decisiones pueden colaborar y avanzar a largo plazo en los retos mundiales relacionados con el agua. El Foro reúne a participantes de todos los niveles y ámbitos, incluyendo el político, las instituciones multilaterales, la academia, la sociedad civil y el sector privado.

    HACER FRENTE A LOS DESAFÍOS EMERGENTES

    El Consejo Mundial del Agua aborda los numerosos problemas que enfrenta la seguridad hídrica y pretende desafiar lo convencional y generar nuevos pensamientos como fuerza de cambio. Junto con los miembros y otros actores, el Consejo explora las áreas donde exista el potencial para aumentar la visibilidad del agua. Busca una mayor contribución específica a los retos globales del agua mediante la formación de enfoques alternativos a las cuestiones emergentes.